Libros para leer junto al fuego en invierno y a la sombra de un árbol en verano

lunes, 13 de marzo de 2017

NOTICIAS DE LA NOCHE de Petros Markaris

Este es el primer libro de la serie policíaca protagonizada por el comisario Kostas Jaritos, que se publicó en 1995. De la que creo que ya tiene publicados 11 libros.
Jaritos no es el típico policía, es un tipo peculiar, que tiene por afición los diccionarios, tiene varios en su casa y le gusta consultarlos. Está casado, y la comunicación entre la pareja es escasa. Aparte me ha parecido que tiene una actitud machista con su mujer, por la forma en que la trata, pues entre otras cosas le controla el dinero. Tienen una hija en común que está estudiando fuera de Atenas.
Es una persona inquieta, que empieza a remover un asunto y al final acaba lamentándolo, por eso piensa que quién le manda meterse en líos, que sería mejor dejar que el caso que está investigando siguiera su curso. Pero no cesa en su empeño de resolverlo.
Otra de las actitudes que marcan su personalidad es que aunque se controla en sus funciones como policía, piensa que pegar sería, a veces, más efectivo. Y con respecto a su ayudante, Zanasis, lo considera un cretino con poca agilidad mental.
En esta ocasión en el caso que tiene que investigar se ven implicados periodistas, por tanto, alguna parte de la novela nos acerca al intrincado mundo de los medios de comunicación. También muestra un reflejo de la sociedad y de la situación política griega de finales del siglo XX.
En la parte de intriga, la trama va dando giros, complicando la investigación, pues se va ampliando la lista de sospechosos. Sacando a la luz situaciones complejas donde los asesinatos parecen ser lo menos importante.
Me ha resultado curioso conocer a este personaje, es otro tipo de novela policíaca, muy diferente al estilo nórdico. Pero para comisario del Mediterráneo prefiero a Montalbano, el personaje de Andrea Camilleri.

Algunas frases del libro:

“¿Quién dice que aprendemos de nuestros errores? Yo nunca aprendo.”

“Algunas ideas llegan de repente, de un modo inesperado. No han podido ser elaboradas, no obedecen a ninguna asociación y, sin embargo, se sabe que son correctas.”

“A veces los periodistas pecamos por exceso de celo y no tenemos en cuenta las consecuencias.”

Contraportada o parte de la misma:

El hallazgo de los cadáveres de un matrimonio albanés y las observaciones que sobre el caso sugiere una intrépida y ambiciosa periodista pondrán al comisario Jaritos sobre la pista de un sórdido comercio clandestino que alimenta los intereses monetarios y faltos de escrúpulos de organizaciones griegas y albanesas. Dos nuevos homicidios sin resolver y aparentemente ajenos a la muerte de la pareja vendrán a sumarse al fardo que acarrea ese sabueso cínico, experimentado y algo canalla que, pese a haber lidiado largos años con el delito, no ha perdido interés por resolver los oscuros enigmas que se le plantean.

Traducción de Ersi Samará



6 comentarios:

  1. No he leído nada de este autor. Quizá me anime, a ver qué tal.

    ResponderEliminar
  2. No conocía a este escritor griego y aunque la saga veo que es bastante larga, no me importaría probar con él. Con Camilleri probaré pronto ;)

    Besitos

    ResponderEliminar
  3. Tu con el primero y yo con el último y encantada.
    Me gusta mucho este autor
    Besos

    ResponderEliminar
  4. No conocía ni el libro ni el autor, y aunque es un género que me apasiona hay algo que no termina de convencerme y no quiero comenzar más sagas de las que ya tengo pendientes. No obstante, está bien conocer nuevos autores.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. No me llama especialmente, supongo que porque las series (y en especial tan largas) me dan un poco de pereza (aunque sean títulos autoconclusivos).
    Un besin

    ResponderEliminar
  6. Es un autor que tengo pendiente. No me queda nada si quiero leer toda la serie.
    Besos

    ResponderEliminar

Pido disculpas si tardo en publicar comentarios y en contestarlos. Este blog es muy importante para mí pero no lo único que hay en mi vida.
Gracias por comentar.