Libros para leer junto al fuego en invierno y a la sombra de un árbol en verano

viernes, 15 de octubre de 2010

RETRATO EN SEPIA de Isabel Allende


Después de “Hija de la fortuna”, novela que leí hace poco (reseña aquí) y me entusiasmó, puedo decir lo mismo de “Retrato en sepia”. Otra vez los personajes toman el mando y dan una fuerza tremenda a la narración.
La protagonista de esta historia es Aurora del Valle, una mujer que intenta conocer su pasado, sus orígenes, para poder encontrarse a si misma. Es ella la narradora de esta historia, quién poco a poco va desentramando los secretos de su familia.
Nieta de Paulina del Valle, Eliza Sommers y Tao Chi’en, personajes de
“Hija de la fortuna”, quiénes vuelven a ser muy importantes en este relato.
Isabel Allende vuelve a describirnos con muchos detalles a todos los personajes, sean principales o secundarios. Transmitiéndonos perfectamente como son cada uno de ellos.
También ha sabido narrar muy bien el reflejo de una sociedad y de una época, en este caso finales del siglo XIX en Chile, mezclando realidad y ficción.
La descripción de la batalla entre chilenos y peruanos por la conquista de Lima es desgarradora. Según vas leyendo sientes el dolor de la gente, la impotencia, el odio y la desesperación por sobrevivir. En un momento de la batalla se encuentran cuerpo a cuerpo un chileno y una peruana, y la autora nos lo relata así:

“Los ojos de ambos se cruzaron en una mirada interminable, sorprendidos, preguntándose en el silencio eterno de ese instante quiénes eran, por qué se enfrentaban de ese modo, por qué se desangraban, por qué debían morir”.
Un libro para disfrutar y continuar leyendo otros de esta escritora.“Retrato en sepia” yo no lo consideraría una segunda parte de “Hija de la fortuna” pero si aconsejaría leer los dos, para conocer los antecedentes de varios personajes.

Algunas frases del libro:
“Hay tantos secretos en mi familia, que tal vez no me alcance el tiempo para despejarlos todos”.

“Esta historia es larga y comienza mucho antes de mi nacimiento; se requiere paciencia para contarla y más paciencia aún para escucharla. Si por el camino se pierde el hilo, no hay que desesperar, porque con toda seguridad se recupera unas páginas más adelante”.

“Una vez que mi abuela renunció a mandarme a la escuela y las clases con la señorita Pineda se hicieron rutinarias, fui muy feliz. Cada vez que hacía una pregunta, esa magnífica maestra en vez de contestar, me señalaba el camino para encontrar la respuesta. Me enseñó a ordenar el pensamiento, investigar, leer y escuchar, buscar alternativas, resolver viejos problemas con soluciones nuevas, discutir con lógica”.

“La fotografía y la escritura son una tentativa de asir los momentos antes que se desvanezcan, fijar los recuerdos para dar sentido a mi vida”.


Sinopsis:
Durante la segunda mitad del siglo XIX, San Francisco era ya una ciudad mestiza en la que emigrantes de distinto color y lenguaje llegaban atraídos por el sueño del oro y la prosperidad. Chinatown se erige como una fortaleza de murallas invisibles, una pequeña China regida por leyes ancestrales, poderosos clanes y el silencio; un territorio casi desconocido para la población blanca. Allí nace Aurora del Valle, en donde vivirá los primeros cinco años de su existencia, una etapa que impregnará en su alma un sinfín de enigmas y largos años sin respuesta. La mayor parte de su vida transcurrirá en Chile, la tierra natal de su abuela. Su apellido la liga a la tradicional y acomodada sociedad de santiago, pero ni siquiera este ambiente privilegiado puede hacerla olvidar el diablo del miedo que vive aferrado a sus pesadillas, la oscura sombra que arrastró con ella al cruzar la intangible frontera de Chinatown.
Aurora crecerá tímida e insegura, marcada por este terror recurrente y por el misterio con el que Paulina del Valle, su abuela, oculta celosamente su origen e infancia. Alimentada con ideas inusualmente liberales y progresistas para la época, pero encorsetada por la rigidez de un mundo demasiado conservador que la aboca irremisiblemente al matrimonio, Aurora sólo pude convertirse en un náufrago de la soledad. Para ser capaz de vivir su propia vida necesita hallar la memoria y abolir los demonios secretos de la infancia que le impiden descubrir su propio retrato sepultado bajo el silencio.

Contraportada:

A Aurora se le ha negado el recuerdo y por eso su identidad se diluye en la sinrazón del miedo. Quizá de ahí su afición a la fotografía, la necesidad de captar el momento, amarrar esa verdad huidiza que corrompida por el tiempo dura apenas un instante.
Se trata de una reflexión sobre la ineludible necesidad de pasado en la que Isabel allende nos propone un juego magistral entre realidad y literatura. Sirviéndose de los tenues hilos de la memoria, la autora teje una fábula extraordinaria donde historia y ficción se funden para engendrar la leyenda de unos personajes ya míticos.

15 comentarios:

  1. Yo de ella no he leído nada pero tengo por casa Cuentos de Eva Luna (creo que se llama así). Es una recopilación de relatos pero no me hizo mucho tilín, para entendernos. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  2. me gusta mucho Isabel Allende y he leído casi todas sus novelas, entre otras ésta. Aunque mi preferida es, sin duda, La casa de los espíritus.
    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Sí, estoy de acuerdo contigo en que aunque son de lectura independiente vale la pena leer también "Hija de la fortuna" y por supuesto "La casa de los espíritus". Como dices describe de manera magnífica la época en la que transcurren las historias. Muy buen libro.
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Marina: te aconsejo que le des otra oportunidad, prueba con "La casa de los espíritus".
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Laky: fue su primer libro y siendo como es maravilloso, después ha continuado al mismo nivel de narración. Es una grandísima escritora.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Bookworm: aparte de los personajes que son la fuerza de estos libros, también es importantísima la descripción de la época, la sociedad. Isabel Allende ha sabido transportarnos al siglo XIX.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. ahhhh, me encantó cuando lo leí hace ya algunos ayeres...si soy sincera, es de mis preferidas, pocos de ella no me han gustado ;)
    un beso,
    Ale.

    ResponderEliminar
  8. Ale: a mi también me han gustado casi todos.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. Me agrada este lugar, me quedo por aqui, y te ivito a seguir había una vez.
    saludos y un beso

    ResponderEliminar
  10. Géminis: bienvenida "al calor de los libros".
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  11. Aunque no sea una continuación de Hija de la fortuna, libro que me entretuvo bastante y me gusto pese a esperarme un poco más de él, me lo anoto en la lista de pendientes para cerrar el círculo de la historia y, como me comentabas, comprenderla mejor.
    Musus y por aquí me quedo, si no te importa.

    ResponderEliminar
  12. Yo leí este "Retrato en sepia" y de verdad que es hermoso y lloré, me encanto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Paulina: qué bueno cuando una novela nos llega al corazón. ¿Has leído "Hija de la fortuna" que es anterior a ésta?
      Un abrazo

      Eliminar
  13. lo esatoy leyendo es en verdad puede decir que es uno de los mas hermosos libros que yo haya leido....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo: es agradable cuando encuentras una lectura que te llega y la sientes.
      Un abrazo

      Eliminar

Pido disculpas si tardo en publicar comentarios y en contestarlos. Este blog es muy importante para mí pero no lo único que hay en mi vida.
Gracias por comentar.