Libros para leer junto al fuego en invierno y a la sombra de un árbol en verano

viernes, 23 de abril de 2010

LAS PEQUEÑAS (Y GRANDES) EMOCIONES DE LA VIDA de Montse Gisbert

Una amiga me habló de este libro porque le había encantado y supo transmitirme algunas de sus pequeñas (y grandes) emociones. Así que lo busqué y lo encontré. Ahora lo he disfrutado.
Leer este libro me ha traído muchas sensaciones y muchos recuerdos, me ha hecho despertar sentimientos dormidos y disfrutar de muy buenas emociones como:

“Acurrucarnos dentro de la cama mientras nos musitan palabras de afecto llenas de dulzura, dejarnos acariciar... Recibir toda la TERNURA del mundo”

“Cuando nos entendemos a la perfección con alguien, nos ayudamos el uno al otro y casi podríamos leernos el pensamiento, entonces la COMPLICIDAD nos permite tener proyectos conjuntos y compartir secretos...”

Y reconocerme en otras como:

“Cuando no tenemos confianza en nosotros mismos, nos sentimos inseguros ante lo desconocido, no sabemos qué hacer ni dónde meternos... La TIMIDEZ nos hace sudar y ponernos rojos como un tomate”

“Cuando nos irritamos se nos sube la sangre a la cabeza y explotamos de CÓLERA: gritamos, decimos palabrotas, pegamos patadas y puñetazos, mordemos..., porque estamos muy enfadados”

Pero de todas las pequeñas (y grandes) emociones de este libro me quedo en este momento con:

“Ser felices como un pez en el agua, chapotear en una bañera de agua calentita, no tener preocupaciones... Quisiéramos que esta FELICIDAD no se acabara nunca...”

Contraportada:
Las pequeñas (y grandes) emociones de la vida van surgiendo unas tras otras, a través de las experiencias cotidianas y de las relaciones con los demás.
Podemos intentar definirlas para comprenderlas mejor o simplemente...
Para reconocernos en ellas.

En este libro el texto y las ilustraciones son de la propia autora.
Quién unos años antes, en 1998 fue galardonada con El Premio Nacional de Ilustración del Ministerio de Cultura.
Para conocer mejor a Montse Gisbert:
http://www.montsegisbert.com/index.html



A mi me ha servido para descubrir que ya tenía un libro suyo en casa “Adivinanzas” de Llorenç Giménez, donde las ilustraciones son de ella y de Carmela Mayor. Este libro se lo compré a mis hijas cuando eran muy pequeñas, y lo disfrutamos muchísimo, porque por un lado se fueron aprendiendo todas las adivinanzas, pero además las páginas son despegables y tienen unas ilustraciones muy divertidas.
Y casualidades de la vida, hace un momento una de mis hijas me ha visto leyendo el libro de “Las pequeñas...”, y al ver una de las ilustraciones me ha dicho que le recordaba a algo, se ha ido directa a la estantería de libros de cuando era pequeña y ha cogido el de las “Adivinanzas”. Ha reconocido perfectamente a la ilustradora. Ahora lo está releyendo. Y espero que también lea éste. 


¡Feliz día del libro!

3 comentarios:

  1. Muchas gracias por tu sugerencia, me la llevo para este dia tan especial. Muchas gracias y sigue disfrutando de la lectura.

    ResponderEliminar
  2. ¡Qué bonito! Me lo llevo definitivamente!! Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marilú: ya te dije que te llegaría.
      Un abrazo

      Eliminar

Pido disculpas si tardo en publicar comentarios y en contestarlos. Este blog es muy importante para mí pero no lo único que hay en mi vida.
Gracias por comentar.