Libros para leer junto al fuego en invierno y a la sombra de un árbol en verano

jueves, 24 de diciembre de 2015

UN GEN FUERA DE LA LEY de Isabel Fuentes

Asistí a la presentación de este libro que se hizo en mi ciudad, pues quería regalárselo a una de mis hijas que ha empezado el camino hacia la investigación. Y, además de la bonita dedicatoria de Isabel Fuentes, me llevé una grata experiencia, pues hizo un acto muy ameno, junto a la representante de la editorial Turpial, y a Andrés Moya, Catedrático de Genética de la Universidad de Valencia. Dijeron lo necesario del contenido para crear las ganas de leerlo sin descubrir demasiado de la trama. Además fueron interesantes algunos detalles de experiencias propias que se reflejan en la novela. Así que cuando leí el libro cada vez que salían las pulardas me acordaba de la anécdota que contó, y no pude parar de reírme en la escena que “Federico tiene preparada la bolsa con la cena de Nochebuena y Celia le pregunta qué has comprado, y él dice: pularda”. Leído así no creo que le encontréis la gracia, pero sí leéis este libro seguro que os sale más de una sonrisa.
De los personajes, por supuesto, hay que hablar de la protagonista, que es Celia. Representa a una joven de hoy en día, con sus inquietudes e inseguridades personales y laborales. Es especialista en genética humana, y continua buscando su camino en la investigación científica.
También está su amiga Marta, que es incombustible, desenfadada, moderna y resuelta.
Y Carlos, a quien conoce una noche en un pub. Es policía judicial. Y es el contrapunto de Celia pues es meticuloso y ordenado.
Además, es curiosa la relación de amistad de Celia con un compañero, Enciso. Compartiendo momentos especiales recorriendo Madrid de tapas.
Y no hay que olvidar a su madre, que la defino como: tiquismiquis.
Más otros personajes que aportan un punto de suspense.
Los temas son muchos, como la crítica a la falta de apoyo a la investigación por parte del estado. Las relaciones madre-hija. La amistad. Las relaciones amorosas. El feminismo. La trama policial. Sin olvidar todo lo relacionado con la genética.
Es una novela narrada con toques de humor, ironía e intriga, que dan como resultado una lectura entretenida que te atrapa hasta el final.

Algunas frases del libro:

“La genética es apasionante y más influyente de lo que parece.”

“Las carpetas archivadoras y los novios obsesivos y serviciales son las mejores herramientas para evitar el caos mental y prosperar en la vida.”

“De toda la vida ha sido más fácil poner trabas al avance científico que entenderlo.”

“El poder es conocimiento... y reconocimiento.”

Contraportada:

Aunque todos sabemos, desde Ramón y Cajal, que “investigar en España es llorar”, la protagonista de esta divertida novela no está dispuesta a rendirse.
Celia Fernández es una bióloga decidida a proseguir sus trabajos de investigación en genética contra viento y marea, y para ello no duda en ponerse en situaciones comprometidas e incluso peligrosas, con frecuencia absurdas y a menudo hilarantes.



Al calor de los libros os desea ¡Feliz Navidad!

miércoles, 9 de diciembre de 2015

MÚSICA PARA FEOS de Lorenzo Silva

Las tres partes de esta novela: el encuentro; la separación; el adiós. Marcan el ritmo a esta historia de amor, porque eso es exactamente lo que viven Mónica y Ramón. Hallan el amor cuando ya no esperan nada en sus vidas. Pero a veces el azar juega a tu favor, y gracias a un encuentro fortuito cambiará su destino.
Mónica está rondando los treinta años, y está llena de inseguridades y amarguras. Hasta que conoció a Ramón su vida era fea, “siente el fracaso de su vida y la fealdad de los días”. Ahora tiene miedo a volver a querer a alguien, de quererlo de verdad, absolutamente, aunque sepa que un día le pueda hacer mal. Pues él es un misterio, apenas consigue saber nada de lo que hace o quién es. Sin embargo ella le cree, y no se arrepiente. Decide aceptarle cómo y lo que es.
Ramón está en mitad de los cuarenta, es sensible y perspicaz. Y no es bueno con las palabras, le cuesta decir lo que siente. Se comporta con Mónica de manera misteriosa, no queriendo desvelar mucho de su trabajo y de su vida. Para él, ella es lo mejor que le ha pasado en la vida y sólo quiere que a ella le sonría la vida.
Tienen una forma de comunicarse sus sentimientos que es intercambiándose canciones, ya sea por whassapp o por skype. Ambos están agradecidos por la música. Y esta parte musical convierte la banda sonora de este libro en una parte importante.
Me ha parecido una historia muy actual y cercana a la realidad, que no sólo toca el tema del amor, sino que también hacia el final introduce referencias a otro tema (no digo cual para no hacer spoiler), y transmite cómo lo viven los que se dedican a ello y los que están esperándolos, dejando claro lo dura de la experiencia.
Por otra parte una de las mejores cosas de esta novela es lo conseguido que está el personaje femenino, que es la narradora de esta historia.
Sin embargo, lo que me ha dejado un poco desilusionada es que he ido ido intuyendo cuál era el secreto de Ramón y, cuando ya ha estado claro, el final me ha resultado previsible. Aún así me ha emocionado, porque es un relato con momentos sensibles.

Algunas frases del libro:

“Lo que importa no es tanto lo que provoca el cambio como el hecho de sentirse capaz de cambiar.”

“Si quería tener una oportunidad de encontrar algo que me redimiera de mis fracasos, antes necesitaba hacer las paces con ellos.”

“Cuando nadie te quiere, siempre te queda la opción de quererte un poco tú.”

“Una persona que de verdad ha vivido y sabe de la vida no se rebela ante la muerte, cuando es su hora.”

Contraportada:

Se conocen por azar, en un local nocturno en el que ninguno de los dos pinta gran cosa. No han tenido mucha suerte en la vida, ni les quedan demasiadas esperanzas de tenerla alguna vez. Ella es una periodista al borde de los treinta que subsiste con un subempleo que detesta. Él, mediados los cuarenta, se obstina en ser un misterio y no desvelar a qué se dedica.
Podrían no haberse vuelto a ver nunca; al fin y al cabo, la imaginación y la gente acaban casi siempre por mentir. Pero una semana después se reencuentran y, como en la canción, en una habitación de hotel, saben que la música está de su parte.
Esta es una historia de amor.